• Tibidabo Brewing

¿Qué entendemos por cerveza artesana?



 


La cerveza artesana se puede definir a partir de 4 conceptos. Quién la elabora, qué ingredientes contiene, cómo se elabora y el por qué de esa elaboración.


EL QUIÉN

Como su nombre indica, la cerveza artesana es aquella que está elaborada siguiendo una receta propia por maestros cerveceros (brewers), que le dan un sabor distinto y personal. Esto permite poner más atención al detalle y la calidad.


La figura del brewer es de vital importancia en una cervecera artesana. Es más, en función del brewer que elabore la cerveza, pueden haber variaciones en el producto final.


EL QUÉ. LOS INGREDIENTES

Al contrario que la gran mayoría de cervezas industriales, las cervezas artesanas optan en su elaboración por materia prima de una calidad superior, totalmente natural, de variedades poco comunes y más apreciadas por el consumidor. Cada ingrediente está pensado para que aporte unas características únicas. La cerveza artesana se centra en la calidad antes que en la cantidad o el precio/beneficio.


En las siguientes entradas ampliaremos la información sobre los ingredientes, parte indispensable en la elaboración de cerveza artesana.


EL CÓMO

Por último, el proceso de elaboración es muy único. En las cerveceras artesanas se tiene muy en cuenta al brewer en todo el proceso y aunque se ha facilitado el trabajo más pesado con maquinaria y tecnología que hacen la elaboración más fácil, hay ciertas partes durante la producción donde es el brewer quien debe llevar a cabo el trabajo o el acabado de la receta. Sólo dedicando tanta atención se puede acabar con un producto auténtico y diferenciador.


EL POR QUÉ. LA RAZÓN DE TODO

Finalmente, a la hora de valorar si una cerveza es artesana o no, hay que hacerse una pregunta. ¿Por qué fabrica cerveza la cervecera x?


Las cervezas industriales son fáciles de almacenar a temperatura ambiente, tienen un tiempo de estabilidad superior a las cervezas artesanas, están pensadas para agradar a todo el mundo y que sean amables al paladar y pasen fácil. Los ingredientes son mínimos y su aroma inexistente. ¿Por qué?

Pues porque lo que realmente buscan es un producto fácil de producir, alta facturación, bajo coste y personalidad cero para llegar de forma masiva.

Para lograr estos objetivos, sacrifican sabor, olor y frescura del producto. Ahí está la respuesta. El foco de una cervecera industrial no está en elaborar un buen producto, sino en tener un producto fácil de producir, distribuir, almacenar y vender.


A la hora de tomarte una cerveza, un café o darte un capricho que alguien produzca para ti, párate a pensar si hay intención de ofrecerte lo mejor o simplemente de venderte algo para hacer negocios. La diferencia en lo artesano es abismal.









24 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo